Odio tanto no saber expresarme civilizadamente. Escribir desde las vísceras. Pintar con bilis cada una de las frases que acabo escribiendo. Envenenar todos y cada uno de los textos que componen este blog de forma que se hagan inadmisibles para muchos de sus lectores.

Odio tanto no saber escribir desde la tranquilidad. No ser capaz de pensar dos veces cada una de las frases que escribo. Mi falta de rigor a la hora de hacerme una idea real de lo que ha pasado y provocado mis posts.

Odio tanto acabar escribiendo posts que acaban ofendiendo a buenos lectores. Tirotear la lectura con vómitos, que lejos de dejar entrever aquí a un tipo normal y corriente, insinúan a una especie de resentido social incapaz de aceptar lo que para muchos es simplemente una anécdota.

Odio saber que a veces ni yo mismo me leería. Que yo mismo sería capaz de dejar de estar suscrito a este blog. Que lo borraría de mis favoritos. Que incluso sería capaz de escribir otro post atacando vehementemente a ese autor narcisista que en vez de escribir una opinión la escupe.

Si hasta yo mismo no me aguanto algunas veces…¿cómo lo hacen ustedes para continuar por aquí?

Pd:

Esta entrada se escribe para pedir perdón a todos aquellos que se sintieron contrariados con alguno de los posts que vomité sobre algunas cuestiones del deporte y la política.

Al menos ustedes podrán estar seguros de que si leen este blog será como si me conocieran de siempre. No tengo dos caras, solo es que a veces soy incapaz de poner freno a mis instintos más detestables.

14 Comentarios:

    Yo no te borro de mis lecturas aunque, como bien sabes, no comparto muchas de tus apreciaciones de la actualidad. No te borro porque me recuerdas que, hace ya mucho tiempo de eso, yo hubiese escrito como tu, a la brava. De nada Antonio, al menos conmigo no necesitas disculparte. Te acepto como eres.
    Un abrazo.

    Se agradece Fermín.

    Bueno yo vengo aquí por que me gusta leerte con tus ideas positivas y negativas y por que eres muy gracioso en algunos de tus post y por que de alguna manera ...me caes bien!!.Yo tampoco te borro.
    Un abrazo, Valenciano!!

    Gracioso en algunos de mis posts...supongo que te referirás a los que tratan de política ¡¡¡jajaja!!!

    Un beso Arena.

    Me voy al curro, hasta la noche.

    Oiga señor, este es el médico del "Oído" y no del "Odio".

    Un abrazo.

    Será eso...o que mi madre me dejó caer al suelo de cabeza jejeje

    Yo te respetaré siempre, pienses como pienses.

    Es bueno saberlo amigo mio, aunque sepa que a veces no soy digno de tanta consideración.

    Para empezar Antonio, el blog es tuyo, y escribes lo que quieres. Por ahí se dice que los blogs son una forma de comunicación, de expresión, es verdad, algunos escriben para que los lean, otros escriben para comunicar, algunos escriben lo que les pasa, otros escriben como entretenimiento, como es mi caso y para hacer pensar. En las historias que escribo siempre hay un tema implícito, en algunos será el amor, en otras los celos, la envidia, la soledad, la mentira, etc. Algunos lectores se sentirán identificados y les gustará, a otros no, lo mismo ocurre con tu blog, podemos estar o no de acuerdo con tu opinión y te lo diremos o no, pero es que no todos pensamos igual que tú, en la diversidad está lo interesante y creo que no deberías pedir disculpas. Un beso y sigue expresándote, que por lo menos yo te seguiré leyendo, opine igual o no.

    Las disculpas se pidieron porque realmente yo había sido un tanto malintencionado con mis afirmaciones en un tema concreto que molestaron con razón a unos cuantos y que no representan para nada lo que de verdad pienso. Además, pedir perdón es barato, lo que es caro es perdonar.

    A mí me cae bien, y por lo demás, es sinceridad y no se puede agradar a todo el mundo. Es imposible, incluso aunque la intención no sea la de ofender, alguien se puede sentir ofendido. Ánimo :)

    Muchas gracias Laura.

    Me quedó pendiente comentarte que, si odias tanto no saber todas esas cosas, entonces por qué describes tan bien todos esos odios... ;)

    Un abrazo!!!

    Habrá sido casualidad Ángel jejejej

Publicar un comentario