A consecuencia de la entrada de ayer, ombliguista a más no poder como me hizo ver con su escueto comentario Victor, creo que ha llegado la hora de que explique el porqué completo de mi decisión de suprimir dichas iniciativas. Durante cuatro años he vagado por la blogosfera sin prestar atención ni a estadísticas, ni a formas de escribir que pudieran atraer más visitas hacia mi blog. Me he limitado a decir lo que pensaba sin atender a lo políticamente correcto y me he guiado por mis propias convicciones para dar los pasos que he seguido a través de las diferentes plataformas por las que he pasado. No he pedido nunca un enlace y salvo dos iniciativas a las que me apunté (no se yo muy bien porqué), ne he participado de juegos o concursos en los que el enlace fuera un premio. Durante mucho tiempo fui contrario a este tipo de formas de promoción. Nunca he estado de acuerdo con eso de tener que enlazar para participar. Y hace unos meses perdí el juicio y me apunté a dos en una semana. Al poco tiempo me di cuenta de la contradicción en la que había caído y decidí establecer una iniciativa en mi blog para la que no hiciera falta enlazarme a mi. Una iniciativa en la que no ofrecería un solo enlace, si no que ese enlace sería efectivo todas las semanas por y para aquel que decidiera participar en la misma y sin necesidad de enlazar mi humilde blog. La llevé a cabo sin anunciarla y esperé resultados. Al poco unos cuantos amigos se apuntaron y se convirtieron en participantes incondicionales. Durante casi dos meses la cosa fue bastante bien, hasta que caí en la cuenta de que la misma se había estancado. Revisando cuales podían haber sido los fallos en los que había incurrido para que se diera tal fracaso, me di cuenta de que no había ninguno. El concurso estaba bien visible en el blog, los comentarios eran constantes y la aceptación por parte de los lectores habituales buena. El fallo no estaba ahí, si no en que los concursante eran ya siempre los mismos. La iniciativa se había estancado y la repercusión en la blogosfera casi nula. Solo desde el blog de David se le dio vidilla a una iniciativa que pretendía ser altruista y que nacía con la bandera de la protesta contra los enlaces fraudulentos. Puede que el fallo también estubiera en que nunca expliqué el porqué de la misma. Siempre pensé que esa iniciativa era algo que hacía falta en la blogosfera...pero me equivoqué. ¿Qué son para mi los blogs? A partir de la publicación de la entrada de ayer, hay algunos amigos bloguers que me han dicho que me tomo demasiado en serio esto de los blogs. No han comprendido nada. Para mi los blogs no son un simple lugar en el que contar un chiste o colgar un vídeo. No son un lugar en donde enseñar a aparecer en los buscadores a los novatos sea lo esencial. No son un simple pasatiempo, aunque lo podamos tomar de ese modo de vez en cuando. Creo que en el fondo, los blogs deben ser los altavoces de nuestra opinión para el mundo. Para mi el blog es una herramienta para ser escuchado. Un lugar desde el que poder decir lo que pienso sobre cualquier cosa. Un atrio desde el que criticar a quien crea que debe ser criticado y el lugar desde el que me puedan criticar a mi. Una forma de expresarme que está más allá de un copia pega de una noticia. Es mi periódico personal. Un lugar en donde las cosas que me importan tienen su hueco. Un hueco que nunca tendrá en los medios tradicionelas y que nadie, salvo yo mismo, podrá censurar o tapar. ¿Y cual es el problema? El problema está en que la proliferación de iniciativas en las que se pide un enlace para poder participar, ha modificado artificialmente la importancia real de algunos blogs, dándoles un poder que de habernos guiado por su trabajo real, nunca les hubiesemos dado. Se ha dotado a algunos blogs de una autoridad que sus propios fedds dejan en entredicho, al estar faltos de contenidos reales. No son blogs que pasen del mero anuncio de típico movil o juego. Del típico anuncio de la actualización del wordpress, el pagerank, de la protesta contra la SGAE o del meme de turno. Blogs que carecen de criterio y que basan su contenido en bitácoras que no ceden a sus lectores y de las que sacan todo su contenido traducido. Blogs que nunca hablan de problemas reales. Blogs que hablan de un juego porque otros lo han hecho antes. Que se dejan influenciar por los buscadores, para elegir las palabras que usar. Que no enlazan a otros porque estos últimos no son importantes. Que le dan más importancia al SEO Social que a la difusión de sus propias ideas. Que nunca se salen de su propia temática, encasillándose y eliminando así el componente personal de la misma. Blogs que hacen impersonales las herramientas de internet más personales que nunca se han creado. Unas herramientas que son gratuitas y que algunos han contaminado con publicidad. Que las han dotado de reviews y posts patrocinados. En otras palabras, que han monetarizado un medio de comunicación personal. Y no con ello no hablo de aquellos que han decidido hacerse con un dominio propio. Esos tienen un pase a la hora de poner publicidad, puesto que los hosting y demás servicios necesarios ya no les son gratuitos...pero a los otros... Se que mis opiniones no son compartidas por muchos, pero las hago públicas en mi propio blog, haciendo así caso a mi propia conciencia. Lo hago porque así rindo un tributo necesario a la oportunidad de ser escuchado, ya que sin el blog, lo que ahora has leído no hubiese pasado de una tertulia de bar. Porque gracias a esta magnífica herramienta mi voz traspasa fronteras. Porque hay gente que vive en otros continentes, que gracias a este pedazo de internet han oído mi voz. Porque el mundo se ha hecho mil millones de veces más pequeño gracias a un mísero blog. Porque ahora se que si un dia hay una injusticia en Argentina, alguien lo denunciará en su blog y yo me podré dar por enterado. Porque yo podré ejercer de amplificador de dicha noticia y republicarla para que más gente se de por enterada. Porque un blog que no cuenta nada es una simple hoja al viento que caerá en un charco de agua. Y porque una hoja mojada no puede ser leída. Ayer pude parecer ombliguista, tal vez lo fui. Pero no confundamos lo que en realidad son los blogs, para que al final aparezcan como simples hojas de presentación a la fama. Son mucho más que eso...pero hay muy pocos que se den por enterados.

12 Comentarios:

    Amigo, creo que te has puesto un listón demasiado alto.

    Esta bien todo lo que deseas y todo lo que te gustaría, pero hablas de UTOPÍA.

    La red está viva, y te sube o te destruye en un instante, no hay nada más pareceido a la realidad.

    No pongas esas metas tan altas y disfruta de lo que realmente es un blog, no de lo que esperas que sean.

    Un abrazo.

    Yo no lo calificaría de utopía Senovilla. Otra cosa es que otros no quieran ver este significado en los blogs.

    Punto 1. YO estoy de acuerdo contigo en casi todo lo que has dicho, no en todo, pero en líneas generales coincidimos bastante.
    Punto 2. Los blogs son sólo herramientas, tú tienes tu forma de usarlas y consideras que es la mejor, yo tengo la mía y también lo considero y los spammers consideran que hacer blogs spam también es la mejor para ellos porque les permitirá ganar mucho dinerito para, ejem, ejem, "utilizarlo en alguna causa noble".
    Que cada uno utilice estas fantásticas herramientas como su conciencia le diga que es mejor y nosotros mientras tanto iremos eligiendo quien se ajusta a nuestros gustos de entre toda esta maraña que es la ombligocosa y en la que los grises predominan más que los blancos y los negros.

    Toni, cuando digo UTOPÍA es por lo que tu buscas, parece que no lo encuentras, ni en tu blog ni en el de los demás.

    Tus pretensiones las comparto y mucho de lo que dices, pero hay otras que no puedo compartir por que no las entiendo.

    Juzgas a la blogosfera en general y es algo muy inquietante, ya que por mucho que digas o hagas, ella te derrotará siempre, es un DOLMEN de barro y no la vas a poder ni tú ni yo, ni nadie domar.

    Que seguro encuentras los que buscas, pero no es conveniente querer ver en los demás lo que deseas.

    En fin, Toni, sabes que me gusta el debate, pero en este me pierdo un poco, entiendo lo que dices, casi lo comparto, pero se que no puede ser en lo poco que conzco de este gran animal que es la Red y sus habitantes.

    Un saludo amigo.

    A veces no hay que hacer caso de los comentarios mal intencionado Toni para que uno no se pique pero si eso ha servido para hacer esta entrada tan buena pues bienbenido sean esos comentarios mal intencionados :-) Saludos para todos. Buenas noches Zzzzz

    Si la entrada de ayer -con un poco menos de palabras- hubiera estado aderezada con las opiniones que ahora -menos cabreado- nos compartes, mi mal intencionado comentario de ayer, toni, hubiera sido otro. Respecto a los listones, yo creo que cada quien se los pone a la altura que desea, pero el detalle es cuando viene la frustración porque nadie los pasa -en más de una ocasión ni uno mismo como atinadamenter dice senovilla-.

    Un saludo transatlántico como de costumbre.

    Bueno Senovilla, puede que el listón me lo haya puesto muy alto amigo. Y puede que ni yo pueda superarlo, pero al menos se a donde quiero llegar y cual es mi meta.

    Puede que me equivoque al meter a toda la blogosfera en el mismo saco, pero cuando se habla de ella se hace en su conjunto, no indiviudualmente. Y para hablar de la blogosfera hay que generalizar, si no estaríamos hablando de un solo blog, y no era esa mi intención.

    Se que al escribir estas entradas puede parecer que estoy enfadado con el mundo y que meto en el mismo saco a todos los bloguers, pero lo único que hago es dar mi punto de vista sobre una práctica que se ha generalizado y de la que soy totalmente contrario.

    Es verdad, ha sido a toro pasado, puesto que ya no tengo constancia de que haya muchas de esas iniciativas a las que critico, pero es cuando he tenido ganas de hacerlas públicas y no cuando ha sido mejor momento para que lo indexaran los buscadores.

    Sabéis que aunque tengais una opinión contraria la podéis exponer aquí sin ningún problema.

    Puede que mañana ponga un vídeo y esta entrada será solamente una entrada más, pero decidme cuantos bloguers hay que sabiendo que la gente los pueda criticar por lo dicho, sean capaces de hacer púclica una opinión y cuantos bloguers no darán nunca opinión sobre nada para no enemistarse nunca con sus lectores.

    Tú usas la libertad de expresión, y como tú creo que hay muchos.

    Y eres valiente vertiendo tus opiniones y pensamientos, es por lo que generas debate.

    Un saludo amigo

    Estoy de acuerdo contigo, Toni. También me parece adecuado resaltar lo que dice Dondado, ya que cada uno utiliza su blog para sus fines, todos, en aparienia, peerfectamente válidos.
    Se podría hablar de calidad. Un blog puede tocar una u otra temática pero siempre tendrá una calidad que, aunque se pueda discutir, es innegable. Y la calidad deriva del esfuerzo. Por lo tanto aquel que no se esfuerce con su blog pierde calidad de cara a los demás, por más visitas o enlaces que le entren. Y un blog que abuse del intercambio de enlaces es un blog vacío, como tú cuentas.
    Yo pienso que te tomas el blog totalmente en serio. ¿Y qué hay de malo? Para mí mi página es mi trabajo, por más que forme parte de mi ocio. ¿Y quién evoluciona en su trabajo si no se esfuerza? Y, haciendo un paralelismo, podría decir que el intercambio de enlaces es como hacerle la pelota al jefe. Aunque corres el riesgo de que éste se dé cuenta de que eres un negado para el trabajo.
    Bueno. Dejo las metáforas para otro momento.
    Un abrazo!

    Hola amigo mío, tengo mi opinión formada sobre los blogs o webs que te dicen estoy en el puesto 1º de aquí o allá, lo que nunca he podido entender (es por que no me importa!!!) quién le dice, quién hace las estadísticas, quién o quienes te llevan al estrellato o nóoo.
    A mi humilde blog lo creé para no volverme loca después de haber sido despedida de mi trabajo. Dije ¿de qué puedo escribir? de niños y adolescentes, tema que manejo un poco, luego vinieron las blogueadas de ayuda a personas que no son escuchadas en su país. Cartas a los consulados, búsqueda de direcciones...todo eso.
    Una vez le pregunté a mi bloguer de ayuda ¿para qué sirven los íconos de menéame y todos esos dibujitos? que veía en algunos blogs, me dijo PARA NADA!!!.
    Sí que he incluído a muchísima gente que solo te visita y luego porque no es la temática que les interesa no vuelven, yo también hice los mismo!!!
    Ayer estuve mirando una entrada que hice a pocos meses de iniciada, SABES QUÉ "SIGUEN SIENDO, MIS AMIGOS!!!", LOS QUE COLGUÉ en ese momento,en el buen sentido de la palabra en "EL ARBOLITO DE PALOMAS".
    Recibí mails recomendando mira que es un gran comunicador, si haces clik acá te lleva...Toni no entré ni entraré en esas cosas, ya demasiado problemas tengo!!!.
    Al blog me lo tomo como un lugar para dar a conocer diferentes situaciones, le faltaba algo es lo que aprendí de vos aquél domingo TRÁGICO JAJAJA, a divertirme y que los que leen también lo hagan.
    El concurso el romántico del año es como la búsqueda del melón PURA BROMA, pero me alegro que JONATHAN que dice no saber escribir HAYA USURPADO EL BLOG DE ROSITA Y LE ESCRIBA SEMEJANTE DECLARACIÓN QUE ME HA DEJADO LAGRIMEANDO, SABES POR QUÉ??? ME HIZO RECORDAR CUANDO ERA JOVEN Y MI PRÍNCIPE AZUL ESTABA ALLÍ.
    Mis chuik chuik, abrazos perfumados con el aroma que deseen, de la mamá osa OJITOOO son también para JOVIIIII!!!!
    PD: aléjate de leer las entradas basadas en críticas destructivas

    Te he dejado un premio en el blog.

    Me gusta ese paralelismo entre el intercambio de enlaces y el peloteo al jefe Iván...jejeje

    Si, se poidría decir que me tomo muy en serio mi blog. Y creo que me gusta tomármelo así.

    Graciela no he hablado de A-List pero me vale también tu exposición. Tu blog aporta mucho más de lo que crees y he de decirte que no es los blogs como el tuyo hacia donde iba dirigida esta entarda ni la anterior.

    Mi primera intención al hacerme el blog fue y es divertirme, pero el paso del tiempo me ha mostrado una cosa que yo no sabía. Mi blog es una poderosa arma de la quie el único responsable soy yo.

    Y saberme poseedor de este tipo de poder me ha hecho darme cuenta de que mi opinión puede contar tanto o más que la de un periódico tradicional. Ya no me hace falta aparecer en la sección de cartas al directos de un periódico, me vale con escribir en mi blog para que mi opinión sea leída...y sin censuras.

    A eso es a lo que me refiero.

    Senovilla, veremos si lo sigo el sábado o eso...jejeje

Publicar un comentario